“Vivo en
un punto de madurez casi perfecto”

Su vida profesional y personal se equilibraron. La relación con Paula Morales, dice, le hizo encontrarse con la felicidad, la plenitud y la alegría. Los mismos sentimientos que le despiertan las dos hijas que tiene con su ex mujer, Inés Estévez, con quien dice llevarse a las mil maravillas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *