Luz

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

“Mi vestuario tiene que adaptarse a mi nueva vida. Si voy a jugar con mi bebé al parque tengo que ponerme ropa cómoda y ballerinas. Es más, me acompaña a mis clases de yoga. Cuando me abraza como un koala, aprovecho y hago abdominales con él a cuestas. Es casi un ejercicio de equilibrismo”.

Imagen siguiente
“Estar linda es cuestión de
ego y actitud”
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.