Luz

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

Ubicado en el top five de las playas brasileñas, Trancoso es el tesoro escondido de la zona. Y como tal no es sencillo dar con él. Pero la travesía tiene su recompensa. Al final se llega a la playa del Espejo, un lugar encantado, al pie de unos acantilados y rodeado por una frondosa vegetación.

Imagen anterior
Imagen siguiente
Playa, sol y mucha historia
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.