Luz

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

12/04/2018

Sevilla: la ciudad elegida para visitar en 2018

A sus danzas tradicionales, su clima agradable y su impactante arquitectura se le suman actividades variadas y recorridos alusivos por ser el año del pintor barroco Bartolomé esteban Murillo.

El príncipe Diran Martell, de la serie Juego de Tronos, y Lawrence de Arabia ya estuvieron allí. Sacha Baron Cohen llegó como dictador, Tom Cruise como agente secreto. Casi no hay ninguna otra ciudad española que se use con tanta frecuencia como escenario cinematográfico como Sevilla. Esto también se debe a las agradables temperaturas y a las muchas horas de sol, también en invierno. Sin embargo, aún más importantes son los singulares edificios históricos y otras atracciones turísticas.
Una buena opción para explorar la metrópoli andaluza son las excursiones guiadas en bicicleta, por ejemplo las que ofrece el Bike Center Sevilla. Hasta hace algunos años, tales excursiones aún eran inimaginables. Sin embargo, la red de carriles bici de la ciudad fue ampliada hasta casi 160 kilómetros, por lo que una visita al centro de Sevilla, antaño colapsado por el tráfico, es en la actualidad notablemente más relajante y atractiva.
Una parada obligatoria en un tour en bicicleta es la Plaza de España. Casi ningún lugar en Sevilla es tan apreciado por directores de Hollywood como el pabellón creado para la Exposición Iberoamericana de 1929, situada en el límite del hermoso Parque de María Luisa. En su comedia El dictador, Sacha Baron Cohen convirtió el edificio, de casi 200 metros de largo y rodeado por un canal, en un palacio de estilo mudéjar en el desierto. Y en la película Star Wars: Episodio II, de George Lucas, el joven caballero Skywalker pasea junto con la senadora Amidala por las fastuosas arcadas. Los éxitos de taquilla atraen a Sevilla a turistas de todas partes del mundo. Este año, muchos visitan Sevilla por otro motivo: Bartolomé Esteban Murillo. Durante todo 2018, la ciudad celebra el 400 aniversario del nacimiento del célebre pintor barroco sevillano con ocho exposiciones singulares.
El Año Murillo fue inaugurado por el Museo de Bellas Artes con la exposición Murillo y los Capuchinos de Sevilla, que sigue abierta hasta principios de abril. Delante del antiguo Convento de los Capuchinos, que actualmente alberga el museo, se forman con frecuencia largas colas de visitantes. “Los Capuchinos forman parte de una de las series pictóricas más importantes de Murillo. Hemos restaurado completamente todos los cuadros”, dice la directora del museo, Valme Muñoz Rubio. Hasta finales del siglo XIX, mucho tiempo después de su muerte, Murillo siguió siendo el pintor barroco más popular de España. Esto también lo pone de manifiesto la exposición Murillo y su estela en Sevilla en el Convento de Santa Clara. Y la imponente catedral de Sevilla acoge hasta principios de diciembre la exposición La Mirada de la Santidad. El brillante colofón del Año Murillo será a partir de noviembre con la mayor exposición retrospectiva de Murillo de los últimos 25 años, en el Museo de Bellas Artes.

Durante todo 2018, la ciudad celebra el 400 aniversario del nacimiento del célebre pintor barroco sevillano con ocho exposiciones singulares.

Murillo fue, junto con Diego Velázquez, el maestro más conocido del barroco español. Nació a finales de diciembre de 1617 y fue bautizado el 1 de enero de 1618. La pila bautismal y el certificado de bautismo se pueden ver en la iglesia de la Magdalena. Con motivo del Año Murillo, la ciudad ha organizado varios recorridos temáticos que llevan a los visitantes a lugares estrechamente ligados a la vida y la obra del artista.
Durante todo el año habrá también representaciones teatrales, ciclos de cine, seminarios y tours gastronómicos programados para contribuir al redescubrimiento del maestro del barroco español y su tiempo. La empresa Past View Sevilla, por ejemplo, ofrece visitas guiadas en las que los participantes pueden conocer no solo la Sevilla actual sino también, con la ayuda de gafas 3D, la Sevilla barroca.
Murillo y el legado cultural de la ciudad fueron dos de los motivos por los que la guía turística Lonely Planet eligió la capital andaluza como mejor ciudad para visitar en 2018. Los restaurantes anunciaron que seguirán las más recientes tendencias para gourmets, pero sin renunciar a las tradicionales tapas andaluzas.
También la arquitectura mezcla tradición con innovación. Por ejemplo, el contraste entre la catedral y el proyecto futurista Metropol Parasol, un gigantesco baldaquín colocado en cinco pilares con forma de setas.
Sin embargo, lo que realmente distingue a Sevilla es algo intangible. Cosas como el olor de los naranjos en flor en las calles o sentimientos como la pasión y el dolor que encarnan los cantantes y bailaores de flamenco en los numerosos tablaos en la ciudad.
En Sevilla, la cuna del flamenco, una visita a un concierto de flamenco es obligada. Hay muchos buenos tablaos, por ejemplo “Casa de la Memoria” o “Casa de la Guitarra”, donde el ex guitarrista José Luis Postigo muestra la mayor colección de guitarras flamencas que existe en el mundo. Algunos de los instrumentos tienen más de 300 años de antigüedad. A veces, el propio maestro toca por la tarde algunas cuerdas legendarias.

 

Edición Nro:

 

 

Un pensamiento en “Sevilla: la ciudad elegida para visitar en 2018”

  1. Sevilla, para mí es la ciudad mas bella del mundo, como dice la canción.. Sevilla tiene un color especial… por sus hermosos lugares, por su gente amable y alegre, por su cante, por sus tapas y el dulce aroma de los azahares cuando empieza la primavera. Eh vivido ahí por cuatro años ininterrumpidos y muchos viajes posteriores que hice y jamás voy a perder el deseo de volver porque podrás irte de Sevilla pero Sevilla jamás se irá de vos…!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.