Luz

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

La modelo Stella Maxwell lució un modelo de Moschino. Inspirado por el tema de la gala, Jeremy Scott decoró el vestido con imágenes de la Virgen y abundantes bordados en piedras, perlas y cristales. Rihanna eligió personificar a un obispo… Aunque con su toque personal. Lució una mitra íntegramente bordada en piedras con un motivo que se repetía en el minivestido y la capa, todo diseñado por Maison Martin Margiela.

Imagen anterior
Imagen siguiente
Oh! Por Dior! Looks divinos en la gala del MET
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *