Luz

RSS

G Plus

Facebook

Twitter

15/05/2019

Chica de Tapa

¿Quién es Naomi Scott, la “princesa empoderada” de Disney?

Por Malen Lesser | Es británica, de raíces indias y desde el próximo jueves 23 será Jasmine en la versión live action de Aladdin. En exclusiva hablamos con ella sobre ese rol, su historia y su relación con la nueva era feminista.

Las reversiones de clásicos siguen siendo un caballito de batalla del imperio Disney. Por eso, el nuevo filme con la historia de Aladdin genera gran expectativa. La misma con la que Naomi Scott, de tan solo 25 años, aguardaba ese llamado que le confirmó finalmente su participación como la princesa Jasmine. “Una llamada que jamás olvidaré.  Atendió mi marido y leí la buena noticia en su rostro. Un momento inolvidable, un estallido de alegría, un sueño que comenzaba a convertirse en realidad“, resume la bella morena de ojos color café, casada desde el 2014 con el futbolista inglés Jordan Spence. Naomi fue la elegida para imprimirle una buena dosis de frescura y potencia femenina al personaje que enamora al protagonista, pero también para ampliar el universo de sueños y anhelos de este personaje que busca ponerse a la par en el foco de la historia sobre el mendigo huérfano que se vuelve príncipe. Mientras que en la versión animada su único conflicto era encontrar esposo, esta vez veremos un personaje más complejo. Incluso, aparecerá como una verdadera líder ante su pueblo. Y aunque ya no hay mayores secretos en los nudos principales del cuento, siempre será una delicia volver a este entrañable y mágico argumento, junto al asombro de los niños.

–¿Qué novedades trae la nueva película?
–Creo que tiene un cóctel perfecto de lo que uno ama de la película original y el sello increíble de Disney. Esta vez logró adaptarla a una audiencia más amplia al empujar a el personaje de la princesa Jasmine y derribar algunos preconceptos. Ella, por supuesto, lucha por hacer valer su elección de matrimonio, tal como lo hace en la original, sin embargo en este filme también trata de guiar a su gente. Es decir, su ambición es todavía más grande, lograr lo mejor para su reino, liderar su rumbo, hacerse cargo de su rol. Eso es asombroso. Más relevante aún si se lee al calor de lo que ocurre actualmente. No obstante, el corazón de la historia es el mismo: un Aladdin que se encuentra a sí mismo, se acepta tal como es y esto también está en sintonía con lo que pasa hoy.

–¿Qué tienen en común vos y Jasmine?
–Lo que ambas compartimos es el hecho de haber aceptado que se puede estar en una relación amorosa, querer a una persona, compartir tu vida y a su vez, tener una carrera, ambiciones, metas y aspiraciones. Jasmine en esta película representa la idea de que es compatible tener el amor y ser una reina al mismo tiempo. A pesar de que yo no soy princesa, por supuesto, acepté el hecho de que como mujer puedo ir por ambos deseos. Tengo metas personales y amor, esto es algo que realmente tenemos en común.

Speechless, la canción de Jasmine, habla sobre no dejarse vencer, alzar la voz y nunca rendirse”

–¿Creés entonces que este momento global tan feminista se metió en la trama?
–Absolutamente. Es un momento histórico para la mujer al cien por ciento. Se trata de mantener para la mujer las mismas oportunidades e igualdad y la película realmente proclama y juega con eso. Verán en una manera muy práctica este tema, a través de lo que aborda y cómo lo hace. Hay una progresión femenina que realmente considero muy acertada por parte de Disney. Es excitante y me siento muy afortunada de darle vida a esta princesa que un poco se hace cargo de esto que nos ocurre a todos. Es más que oportuno haber abarcado el costado feminista de este personaje.

–¿Hubo un personaje femenino también ligado al tuyo, verdad? ¿Cuánto te ayudó a construir a Jasmine?
–¡Sí! Dalia, su doncella y mejor amiga. Jasmine la necesita tal como Aladdin necesita al genio. Son relaciones similares. En las mujeres esa figura femenina cerca, que nos ama y apoya, es clave. Su vínculo está basado en la honestidad, un lazo de amor que hace que se cuiden la una a la otra. Algo así como una hermana y eso se verá en la pantalla.

-¿Podrías compartir un momento inolvidable de la filmación?
-Hay muchos momentos poderosos de mi personaje, pero hay una nueva canción llamada Speechless que habla sobre no dejarse vencer, alzar la voz, no rendirse. Es un momento clave de mi personaje. El sentimiento de empoderarse emocionalmente está plasmado ahí. Aparece de pronto mucha energía emocional y es todo un himno. Cuando lo filmamos se hizo en una sola toma y me entregué a esa canción con todo mi corazón. Recuerdo tener que irme a un rincón a reponerme luego para la próxima toma. Creo que generará gran impacto y aporta algo especial a la trama. Para mí fue un día único.

-Luego de Aladdín, que pronto veremos en Argentina, ¿cuáles son tus próximos proyectos?
-Otra entrega femenina y feminista: tengo el honor de ser parte de la nueva  película Los Ángeles de Charlie junto a Kristen Stewart y Ella Balinska. Me siento bendecida de interpretar a otra mujer fuerte, que tiene que buscar su historia. Me encanta que se trata sobre la mujer en el trabajo, tomando activamente ese lugar. Es excitante y tiene relación en algún punto con Jasmine, ya que la princesa tiene que encontrar su voz y emprender una travesía para empoderarse. Y luego, se encuentra cómoda, empoderada, en ese rol de mujer activa trabajando por lo que quiere y amparada en sus convicciones. –

 

 

Edición Nro:

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.